LA SOMBRA DEL GRAJO



Barrio del Tinao (Campillos) fue donde pasaron la infancia Ezequiel (guitarra y voz) y Pepe (bajo), callejeando por sus calles fueron creciendo entre cintas de Reincidentes, Rosendo, Extremoduro, Platero......y un largo etc . Siempre compartieron el sueño de poder montar un grupo, y aumentó el “mono” cuando veían de tocar a grupos locales como DDT o Llama Fuerte; y rompiendo cuerdas de una triste guitarra flamenca fueron ambos aprendiendo muy poco a poco. Ezequiel se apuntó a unas clases de guitarra flamenca pero duro muy poco, ya que en las clases fumaba más que tocaba. Al poco tiempo se quitó y con lo poco aprendido se echo la guitarra a la espalda y parecía que vivía pegado a ella, la llevaba a todos lados, por todos los bares y parques se paseaba con ella, lástima que no la hiciera sonar como creía la gente. Pasado el tiempo, conoció a Curro Jiménez un gran guitarrista de campillos, con el que compartió muy buenos momentos y tras un verano entero tocando en la calle junto a él parecía que su manejo con las seis cuerdas iba mejorando, así que empezó a picar a Pepe para montar un grupo. Este más crecidito, se tuvo que marchar a Málaga a estudiar, aunque el proyecto que llevaban a cabo de chiquitillos no se quedaría en el olvido. Aún así, Ezequiel estaba loco por tocar y montó un grupo junto a otros chavales del pueblos. El grupo se llamó Nosferatu. Con este grupo estuvo un verano dando conciertos, pero debido a que no coincidían en gustos musicales abandonó el proyecto. Es entonces cuando empezó a buscar músicos. Una tarde de Enero de 2009, fué cuando un alma perdida y sin rumbo se encontró con otra, tras una charla de apenas diez minutos, sus sensaciones y proyectos llegaron a una conclusión, “ ¡Montemos un grupo de rock!”. Estas almas eran Ezequiel y Carlos(batería ). Ezequiel, tenía la gran suerte de que tenía equipo de voces y local (compartido), pero a Carlos le faltaba la batería y aprender a tocar, aunque tenía las ganas que era lo más importante. Eran solo ellos dos. Carlos no había tocado nunca la batería, y estuvieron todos los días ensayando hasta que se convirtió en algo "escuchable". Pasó el tiempo, Carlos y Ezequiel seguían metidos en el local haciendo ruido. Hasta que pensaron que para seguir creciendo (aparte de muchas ganas, ilusiones y proyectos que tuvieran) lógicamente eran necesarios más músicos, Ezequiel ya los tenía en su cabeza. Hacía falta un guitarra rítmica, y llamó a Ramón que ya tocaba con ezequiel en un antiguo grupo que dieron varios conciertos,Ramon asistio durante dos años a clases de solfeo y se defendia bastante bien con la guitarra. Este aceptó su petición de tocar en el grupo sin problemas. Se notó bastante su presencia en el grupo dándole una alegría inmensa, la cosa iba cogiendo color.Ramon llego con muchas ganas al grupo aportando todo su talento con las seis cuerdas y dandole un brillo a su existir tremendo Es entonces, cuando Ezequiel llama a Pepe y le dice: “suene bien o mal no lo sé, pero lo que soñamos de chicos lo he conseguido. Tengo un grupo de rock” “¿Quieres ser el bajista?”. Pepe, sin dudarlo acepta su petición. El grupo empezó a ensayar y sin apenas repertorio dieron tres conciertos, con el nombre de Leyenda urbana. Más tarde, decidieron cambiarlo porque ya había un grupo de hip hop llamado así, y tras días de charlas y quebraderos de cabeza nace La Sombra Del Grajo. Volvieron a encerrarse en el local hasta que decidieron grabar una maqueta , en el estudio de Carrasquito, primera maqueta con 7 canciones. Las horas en el estudio se alargaron, debido a las averías de un amplificador, el ordenador del estudio..., y las enfermedades de algún componente del grupo. De ahí sale el nombre de la maqueta, “Inconvenientes” que aparece en Abril del 2010. El grupo de Grajos parece que estaba cerrado, pero es entonces cuando aparece Pablo Gálvez a los teclados; y metió unos arreglos en la maqueta y se quedó como nuevo componente del grupo. Pablo aparte de ser un buen músico, es un gran amigo. Es entonces donde hay caminos que se separan y por caprichos del destino otros se vuelven a unir; y es entonces donde entra Chechu a la batería como nuevo componente dándole más frescura al grupo, y más energía, Carlos dejó su huella aquí y se le recordará, Chechu, un viejo amigo de la banda y ahora más unido a ella hace que ésta esté más viva que nunca. Estos cinco grajos siguen encerrándose en su local y haciendo ruido, con la misma ilusión que cuando sólo eran dos. Gracias a los amigos que les acompañan hacen que todo sea más agradable puesto que “Son el sol que hace que La sombra del grajo se alargue…” . 




LA SOMBRA DEL GRAJO SON: 

Ezekiel: voz y guitarra 
Pepe: bajo y coros 
Ramón: guitarra 
Chechu: batería 
Pablo Galvez: teclado 





DATOS MYSPACE LA SOMBRA DEL GRAJO


http://www.myspace.com/lasombradelgrajo

No hay comentarios:

Publicar un comentario